rfi

Escuchar
  • Español
  • Último noticiero
  • RFI Mundo

Arabia Saudita Recep Tayyip Erdogan Turquía

Publicado el • Modificado el

Erdogan quiere que los asesinos de Khashoggi sean juzgados en Turquía

media
El presidente turco Recep Tayyip Erdogan ante el parlamento en Ankara, el 23/10/2018. REUTERS/Tumay Berkin

El presidente turco Recep Tayyip Erdogan pidió el martes que los 18 sospechosos saudíes del asesinato del periodista Jamal Khashoggi sean juzgados en Estambul y que todos los que "desempeñaron un papel" sean castigados.


Con Andrés Mourenza, corresponsal de RFI en Estambul

El presidente Erdogan ha detallado este martes ante el Parlamento turco ciertos pormenores de la investigación sobre la muerte del periodista saudita Jamal Khashoggi, a la que calificó de “asesinato político”.

El mandatario afirmó que según las pruebas disponibles, fue un crimen planificado y que ese plan comenzó a gestarse el 28 de septiembre, el primer día que Khashoggi acudió al consulado saudita para solicitar un certificado de estado civil y se le dio cita para el martes siguiente, ese 2 de octubre que fue asesinado.

En este espacio de cuatro días ocurrieron varias cosas, aseguró Erdogan, como la llegada de los dos equipos de agentes sauditas.

Algunos días antes del crimen, hicieron exploraciones en un bosque del norte de Estambul y en una localidad a cinco kilómetros de Estambul: son los lugares donde la policía turca busca ahora el cadáver.

Por otro lado, indicó que antes del crimen los sauditas implicados desactivaron antes del asesinato el sistema de vigilancia y sacaron el disco duro del dispositivo.

Si bien Erdogan no ha sido tan prolífico en detalles como se esperaba -había dicho que revelaría la tos la verdad en toda su crudeza- sí que es verdad que aseguró que Khashoggi fue asesinado de una manera “salvaje”.

Asimismo, el jefe de Estado turco ha pedido al rey saudita que ofrezca todos los datos a la investigación turca, incluyendo los nombres de posibles colaboradores locales y qué ocurrió con el cadáver que aún está desaparecido.

Del mismo modo, propuso que los dieciocho detenidos por las autoridades saudíes como presuntos implicados en el crimen sean enviados a Estambul para ser jugados en tribunales turcos.