rfi

Escuchar
  • Español
  • Último noticiero
  • RFI Mundo

Siria ONU Irán

Publicado el • Modificado el

El régimen mantiene su ofensiva contra Guta pese al voto de la ONU

media
Escombros en la ciudad de Hamouriyeh, al este de la Guta oriental, a solo 15 kilómetros de Damasco, el 21 de febrero de 2018. REUTERS/Bassam Khabieh

El régimen sirio bombardeó la mañana de este domingo la región de Guta Oriental, pocas horas después del voto unánime del Consejo de Seguridad de la ONU que fija una tregua. Los dos principales grupos rebeldes se comprometieron a respetarlo.


La Guta Oriental volvió este domingo a ser blanco de las bombas y de los tiros de artillería. Los ataques de las fuerzas leales a Bachar el Assad se produjeron apenas unas horas después que el Consejo de Seguridad de la ONU aprobó por unanimidad una resolución pidiendo una tregua de 30 días "sin plazo" para permitir llegue la ayuda humanitaria y la evacuación de los heridos.

Los bombardeos afectaron principalmente el sector de Chifunya, en los suburbios de Duma, la principal ciudad de Guta, afirmó el Observatorio Sirio de los derechos del Hombre (OSDH).

Por otra parte Irán, aliado junto con Rusia del régimen, anunció hoy que continuará su ofensiva en las afueras de Damasco contra los "terroristas".

"Respetaremos la resolución de cese el fuego al igual que Siria. Algunas zonas a las afueras de Damasco que están controladas por los terroristas no están cubiertas por el cese el fuego, y la limpieza continuará", dijo el general Mahammad Baqeri, jefe del estado mayor del ejército iraní a la agencia de noticias Tasnim.

>> Lea también: "La Guta Oriental, un enclave bajo el fuego de Al Asad"

Las principales organizaciones rebeldes opuestas a Assad presentes en la Guta Oriental se comprometieron a respetar el cese el fuego de la ONU.

En un comunicado, el grupo islamista Yeisch al-Islam (estandarte del islam) se comprometió a "proteger los convoyes humanitarios que entren en Guta". Otro grupo rebelde Faylaq al-Rahmane dijo que respetará " el cese el fuego" y que facilitará "la entrada de todas las ayudas de la ONU en Guta".

De acuerdo con miembros de la oposición, globalmente los bombardeos aéreos contra la población casi se detuvieron, pero se escuchan tiros de obuses y los helicópteros del régimen siguen disparando contra posiciones rebeldes.

El presidente francés Emmanuel Macron y la canciller Ángela Merkel tienen programado hablar hoy por teléfono con el presidente ruso Vladimir Putin, principal aliado de Siria, para pedir demande a Siria respete la resolución del Consejo de Seguridad.