rfi

Escuchar
  • Español
  • Último noticiero
  • RFI Mundo

chalecos amarillos París Emmanuel Macron

Publicado el • Modificado el

Chalecos amarillos, menos actos de violencia en la 19 jornada de protestas

media
Cientos de manifestantes se reunieron al pie de la iglesia del Sagrado Corazón ee Montmartre, París el sábado 23 marzo 2019. REUTERS/Benoit Tessier

La 19 jornada de manifestaciones de los chalecos amarillos movilizó unas 40 mil personas. Hubo tensiones en varias ciudades por la prohibición de manifestar. En Niza, donde llega hoy el presidente chino, una septuagenaria fue herida por la policía.


La jornada del sábado fue la más vigilada desde que las protestas de los chalecos amarillos iniciaron hace 19 semanas. Según el Ministerio del Interior francés, algo máas de 40 000 personas manifestaron en toda Francia, 5 000 de ellas en París. La jornada estaba considerada como un test para el gobierno y su nueva batería de medidas represivas para evitar desbordamientos violentos como los del pasado sábado.

En París desde temprana hora decenas de carros de la  policía antimotines, carros blindados y equipo pesado eran visibles a lo largo de la avenida de los Campos Elíseos, escenario de una caótica situación el sábado previo, cuando más de 100 comercios fueron saqueados, hubo incendios y decenas de lesionados. Esta vez la consigna del nuevo prefecto de policía, Didier Lallement, fue seguida al pie de la letra. Nadie que quiera manifestar puede acceder a la avenida más famosa del mundo. Los pocos que intentaron desafiar la consigna fueron interpelados. La multa es de 135 euros.

Según el ministerio del Interior hubo 233 interpelaciones, y 172  fueron  arrestadas. En París se reportaron máas de 5 000 controles preventivos. Sobre la explanada de Trocadero y en el Sagrado Corazón de Montmartre, al norte de la capital, donde la prefectura autorizó manifestar, la protesta se desarrolló sin incidentes.

El gobierno dispuso la afectación de 7 000 solados del dispositivo "Centinela", distribuidos en todo el territorio en prevención de actos terroristas, para vigilar los edificios públicos afín de reforzar su dispositivo de control policial, multiplicó por cuatro la multa a quien manifieste sin la autorización previa, destituyó al prefecto de policía y otros altos cargos en Paris, y previno que no toleraría se vuelvan a repetir las acciones de violencia del pasado. Sin excepción la oposición criticó la primera de las medidas, pero todo indica que le ha dado buen resultado.

Además de París, las autoridades prohibieron manifestar en otras 15 ciudades, entre ellas Niza donde se reportaron algunos enfrentamientos. Una septuagenaria fue herida durante una carga de la policía. Este domingo el abogado dela familia anunció que presentará una demanda por "violencias voluntarias en reunión con arma".

El presidente chino Xi Jinping es esperado en esta ciudad esta tarde

La ministra de Justicia, Nicole Belloubet, previno el sábado: "seremos implacables con los vándalos".