rfi

Escuchar
  • Español
  • Último noticiero
  • RFI Mundo

Francia derechos de la mujer

Publicado el • Modificado el

Sindicatos estudiantiles llaman a los chicos a llevar falda contra el sexismo

media
Un estudiante de secundaria lleva una falda para expresar su repudio al sexismo. Nantes (oeste de Francia), 2014. JEAN-SEBASTIEN EVRARD / AFP

Cuatro sindicatos estudiantes de secundaria en Francia llamaron a los muchachos y las muchachas a acudir a la escuela con falda. La iniciativa había causado polémica en 2014, año de su creación.

 


Impulsada por las cuatro principales organizaciones sindicales de estudiantes de liceos de Francia, esta jornada consiste en que todos, tanto muchachas como muchachos, acudan hoy a las clases con falda. El objetivo: apoyar la lucha por la igualdad de salarios y derechos entre hombres y mujeres, dijo a RFI Alexia Rebeyrolle, presidenta del sindicato estudiantil SGL. “Hoy nos damos cuenta que hay desigualdades demasiado presentes en la sociedad y que también existen en las escuelas. Invitamos a los varones y a las chicas a llevar faldas para mostrar que la falda que representa a la mujer en la sociedad, no debe ser un símbolo de discriminación, y que no se nos puede acusar de ser una puta, una prostituta por llevar una falda”.

El día de la falda busca también suscitar debates para acabar con el sexismo en las escuelas, según Emma Salé, miembro de la coalición de sindicatos que organiza este "día de la falda". "Hay liceos en los que las mujeres aun temen llevar faldas. En particular en las escuelas técnicas, hay profesores que discriminan a las muchachas porque piensan que un taller no es un lugar para ellas", lamenta.

Protestas contra esta iniciativa

“Hoy nos oponemos a eso: hoy las mujeres pueden estudiar lo que quieran y queremos que desde muy temprana edad se las eduque con esta idea de igualdad, y decirles que todo es posible para ellas", agregó Emma, entrevistada por RFI.

La idea de un día de la falda nació en 2006 en una escuela secundaria de Bretaña. Luego, una película protagonizada por Isabelle Adjani popularizó la iniciativa. La actriz francesa encarna a una profesora, harta del sexismo en su clase, y que obliga a todos sus alumnos varones a llevar falda.

Finalmente en 2014 un colectivo estudiantil hizo un llamado nacional para que esta práctica simbólica se generalice en otros centros educativos, una vez al año. Sin embargo, la idea fue abandonada en 2015 y 2016 en un contexto de violentas manifestaciones contra la ley del matrimonio igualitario. Organizaciones de derecha consideraban que esta iniciativa promovía la supuesta teoría del género.

Este año el contexto es más tranquilo. Varios estudiantes de secundaria anunciaron incluso que irán a la escuela con falda, mientras que los más tímidos llevarán una calcomanía.