rfi

Escuchar
  • Español
  • Último noticiero
  • RFI Mundo

Dominique Strauss-Kahn Francia Francia elecciones Marine Le Pen Nicolas Sarkozy Tema del día

Publicado el • Modificado el

La ultraderechista Marine Le Pen sigue en cabeza, según las encuestas

media
Marine Le Pen, candidata a la presidencia en 2012 por el Frente Nacional. ©AFP/Philippe Huguen

Candidata a la elección presidencial de 2012, la nueva presidenta del ultraderechista Frente Nacional, Marine Le Pen, llega en cabeza según un sondeo de opinión Louis Harris que publica el diario 'Le Parisien' este martes.  Marine Le Pen recoge 24% de intenciones de voto, por delante de Dominique Strauss-Khan con 23% y Nicolás Sarkozy con 21%.


Por vez primera una encuesta, fotografía instantánea de la opinión en Francia, da perdedor al presidente saliente Nicolás Sarkozy en la segunda vuelta de las elecciones presidenciales de 2012. Según el sondeo, en caso de una triangular Le Pen, Sarkozy, Strauss-Kahn, asistiríamos a un duelo final entre el socialdemócrata Strauss-Kahn y la ultraderechista Marine Le Pen.

Marine le Pen y los sondeos Entrevistado: el sociólogo Michel Wieviorka de la Escuela de Altos Estudios de Ciencias Sociales de París. 08/03/2011 - de Ivonne Sánchez Escuchar

El sondeo de este martes confirma la victoria en la primera ronda de la candidata del Frente Nacional, que había sido objeto de una encuesta ya el sábado pasado, en la que no se tenía en cuenta la candidatura de Strauss-Kahn. Se trata naturalmente de especulaciones sobre candidatos no declarados, pero el resultado prueba sobretodo el bajo nivel de popularidad alcanzado por el actual presidente Nicolás Sarkozy.

Según el sondeo del sábado pasado Marine Le Pen obtenía 23% de intenciones de voto, frente a Nicolás Sarkozy y a la socialista Martine Aubry con 21% cada uno. Estos sondeos provocan inquietud evidentemente en la opinión, y no faltan los observadores para denunciar una tentativa de manipular a esa misma opinión a través de encuestas en las que se agita el espantapájaros de la llegada al poder del Frente Nacional.

El resultado del sondeo Louis Harris, apunta sin embargo una hipótesis que no es en absoluto irreal, ya que sería una reedición de la presidencial de 2002, en la que Jean Marie Le Pen se enfrentó con Jacques Chirac en la segunda vuelta, pero esta vez al revés, puesto que sería el finalista el candidato del PS.

La secretaria general del Partido Socialista Martine Aubry denuncia por su parte “una operación de comunicación” a través de esos sondeos con el propósito de asustar a los franceses y evitar el debate programático de fondo.

El jefe del gobierno François Fillon y el poder ejecutivo cierran filas en torno a su jefe Nicolás Sarkozy y afirman que sigue siendo “el mejor candidato posible”. No obstante la moral está por los suelos en las filas de la mayoría presidencial, y si esta tendencia perdura en los meses que precederán la campaña electoral algunos no descartan que Sarkozy retire su candidatura.

El dirigente derechista Nicolás Dupont Aignan, ha pedido solemnemente a Sarkozy que “retire su candidatura, si quiere evitar el suicidio de la derecha” en las elecciones presidenciales.

Jean Francois Copé, secretario general de la UMP, estima en cambio que nada está perdido puesto que Sarkozy llegaría en segunda posición con los votos que se atribuyen a Dominique de Villepin, ex primer ministro y ex ministro de asuntos exteriores y rival declarado del actual jefe del Estado en el caso Clearstream.

En estos últimos meses Villepin ha sido recibido ya en dos ocasiones por el presidente Sarkozy, y ello a solo dos meses del proceso Clearstream, escándalo sobre una manipulación política en la que está implicado el ex primer ministro. Con 7% de intenciones de voto en los sondeos de opinión, Dominique de Villepin podría transformarse de “enemigo” en posible aliado de Nicolás Sarkozy.