rfi

Escuchar
  • Español
  • Último noticiero
  • RFI Mundo

Unión Europea Grecia Emmanuel Macron

Publicado el • Modificado el

Macron propone una ‘refundación democrática’ de Europa desde Atenas

media
Emmanuel Macron durante su discurso sobre la colina en Pnyx, en Atenas, el 7 de septiembre de 2017. REUTERS/Aris Messinis/Pool

El presidente francés, Emmanuel Macron, eligió la cuna de la democracia para impulsar un proyecto europeísta que estribe en el análisis de los errores del pasado, el respeto de la soberanía y la democracia.


símbolo no podía ser más fuerte: el lugar donde nació la democracia ateniense. "No escogí por casualidad a Grecia para mi primera visita de Estado" declaró Macron en la colina de Pnyx, con el Partenón de fondo, tras balbucear en griego el "gran privilegio" que sentía de poder hablar en ese escenario.

"¿Qué hemos hecho de nuestra democracia, que hemos hecho de nuestra soberanía? Hoy en día la soberanía, la democracia, la confianza están en peligro", expuso Macron, dijo con el Partenón a sus espaldas.

"Esta noche quiero que colectivamente hallemos la fuerza para refundar nuestra Europa, empezando por el examen crítico sin concesión de los últimos años", subrayó.

"Hicimos creer que se podía vivir en Atenas como en Berlín, y no era cierto, y es el pueblo griego quien lo pagó caro" recalcó.

El presidente francés defendió la existencia de un presupuesto común de la zona euro, con un ministro de Finanzas y un Parlamento para la zona de la moneda única. El objetivo es "esa ambición loca de querer una Europa más fuerte".

El mandatario francés también expresó su deseo de que se consulte a la población europea en el primer semestre de 2018.

Aunque el marco de ese "debate" aún es vago, Macron prevé presentarlo a sus socios europeos "en las próximas semanas", tras las elecciones legislativas alemanas del 24 de septiembre.

Junto a él se hallaba el primer ministro griego, el izquierdista Alexis Tsipras, que tiene buena afinidad con el presidente francés. Tsipras, con 43 años, y Macron, con 39, son dos de los dirigentes más jóvenes de Europa.