rfi

Escuchar
  • Español
  • Último noticiero
  • RFI Mundo

Estados Unidos Donald Trump Finanzas

Publicado el • Modificado el

El ‘shutdown’ deja a la deriva a casi 2 millones de nativos americanos

media
El "shutdown" afecta todo tipo de servicios públicos, aquí el Parque Nacional Joshua Tree cerrado, en California, el 3 de enero de 20193 Fuente: AFP.

A partir de este sábado, el cierre parcial del Gobierno de Donald Trump es la parálisis presupuestaria más larga de la historia de Estados Unidos. Trump no descarta declarar una 'emergencia nacional'. Las comunidades de nativos americanos se ven particularmente afectadas por la situación.


Por Blanca Castro para RFI

El país norteamericano vive momentos de incertidumbre: este viernes 11 de enero el Gobierno Federal iguala en días al cierre parcial más largo, declarado bajo la administración de Bill Clinton entre 1995 y 1996.

La comunidad indígena de Estados Unidos no está exenta de los daños colaterales y anuncia que alrededor de 2 millones de nativos dependen de la Oficina de Asuntos Indígenas del Departamento del Interior, de donde también se deriva sus programas de salud, servicios de alimentos, mantenimiento de carreteras y parques nacionales.

Actualmente, algunas tribus están utilizando sus propios fondos para cubrir el déficit, pero si el enfrentamiento en Washington continúa sus reservas se agotarán, paralizando sus funciones más básicas.

Por otro lado, en su visita al estado de Texas el jueves 10 de enero, Trump aseguró que la ley estaba de su lado y que no podía imaginar alguna razón para no declarar una emergencia nacional.

“Si no llegamos a un acuerdo con el Congreso, lo más probable es que lo haga”, declaró el mandatario republicano, quién además aseguró en diferentes ocasiones que está dispuesto a mantener el cierre administrativo por meses e incluso años hasta recaudar los 5.700 millones de dólares para construir el muro en la frontera con México.

La desconfianza de la comunidad indígena se agrava con el ‘shutdown’

Generaciones atrás, las tribus negociaron con el Gobierno Federal garantías permanentes a cambio de una vasta cantidad de tierras, sin embargo, el sentimiento de abandono por parte de Washington comienza a agravarse con el transcurrir de los días.

“El Gobierno Federal nos debe esto, pagamos por adelantado con millones de hectáreas de tierras (…) No tenemos derecho de recuperar esa tierra, por lo que esperamos que el Gobierno cumpla con su tratado y su responsabilidad”, dijo Aaron Payment, presidente de la tribu Chippewa de Sault Sainte Marie al diario The New York Times.

Pero esta no sería la primera vez que la comunidad indígena se ve afectada por un cierre parcial administrativo. Durante el cierre del a presidencia de Obama en 2013 una tribu del estado de California cerró su programa de cuidado infantil y otras retrasaron procedimientos médicos o recortaron empleados, incluido personal médico.

El ‘shutdown’ solo incrementa la desconfianza de “una población que ya está afectada por el Gobierno de los Estados Unidos”, señaló Harry Barnes, expresidente de la reserva indígena Blackfeet. Un gobierno que, a los ojos de muchos nativos, no ha estado a la altura de sus promesas desde décadas.