rfi

Escuchar
  • Español
  • Último noticiero
  • RFI Mundo

Estados Unidos Armas Donald Trump

Publicado el • Modificado el

Estados Unidos dice NO a la impresión de armas de fuego en 3D

media
Pistola Liberator con una impresora 3D. AFP/Robert MacPherson

Un juez estadounidense bloqueó un acuerdo entre el gobierno de Donald Trump y una compañía de defensa personal que autorizaba la comercialización de los planos para la fabricación casera de armas de fuego en impresoras tridimensionales.


Por Luis Miguel Cabrera.

La medida ha sido calificada como sensata, pero llega demasiado tarde. Según el convenio dejado sin efecto, la publicación en internet de los planos debía ocurrir el miércoles, pero su autor los puso en línea desde el 27 de julio.

Antes de que la policía estadounidense impidiera el acceso a ellos, habían sido ya descargados por cerca de 100 mil usuarios de internet.

Incluso el presidente estadounidense, en uno de sus tweets, apoyó la prohibición de distribuir los programas de instrucción de la pistola imprimible. En su cuenta en la red social, el magnate escribió: "Estoy investigando este caso de armas de plástico 3D vendidas al gran público. Ya hablé con la NRA (Asociación Nacional del Rifle), ¡eso no parece tener mucho sentido!".

La reacción del mandatario responde a los perjuicios que tendría la distribución de los manuales para la NRA. El lobby armamentista ve con malos ojos la potencial competencia que representaba la iniciativa de Defense Distributed. Trump mantiene vínculos estrechos con Asociación del Rifle, de la que recibió 30 millones de dólares para su campaña presidencial.

A finales de junio, el gobierno federal autorizó al grupo Defense Distributed a vender en internet los planos digitales. La justicia revocó esa autorización tras considerar el pacto como "arbitrario y caprichoso".

Peligro "sin precedentes"

Aunque los prototipos impresos en 3D son de plástico y sólo pueden disparar una bala, funcionan como un arma convencional. No tienen número de serie y pasan inadvertidos por un detector de metales, por lo tanto, burlan los controles de seguridad.

Fiscales de una veintena de estados del país norteamericano denunciaron que el acceso a los planos por parte de delincuentes tendría un impacto sin precedentes en la seguridad pública. Así lo expresaron en una carta enviada al Fiscal General de Estados Unidos, Jeff Sessions, y al secretario de Estado, Mike Pompeo.

Las facilidades para obtener y usar armas de fuego en Estados Unidos permanecen en constante debate. Cada año mueren unas 30 mil personas en incidentes causados por armas de fuego.

La pistola imprimible

Con el nombre de "Liberator" fue bautizada el arma de fuego que puede fabricar cualquier persona en su casa. Para ellos sólo es necesario obtener los archivos 3D y una impresora tridimensional, cuyo costo mínimo es de aproximadamente 136 dólares.

La pistola se fabrica ensamblando 15 piezas de plástico ABS previamente impresas y un percutor de metal. El arma dispara un cartucho de pistola de 9 milímetros, uno de los calibres más usados en el mundo y vendidos en las tiendas de armas de Estados Unidos.

Los críticos del arma de fuego imprimible señalan que es insegura, incluso para su portador. Quien la dispare corre el riesgo de recibir heridas mortales, producto de una explosión, porque los materiales de la pistola y su fabricación no están certificados por controles de calidad o seguridad.

Vea el video de presentación de la pistola Liberator: