rfi

Escuchar
  • Español
  • Último noticiero
  • RFI Mundo

Venezuela Estados Unidos OEA

Publicado el • Modificado el

La OEA, sin mayoría para suspender a Venezuela

media
El canciller venezolano Jorge Arreaza, durante la reunión de la OEA, el 4 de junio de 2018 en Washington. Fuente: Reuters.

Estados Unidos reclama la suspensión de la Organización de Estados Americanos (OEA) de Venezuela a la que acusa de “no respetar las reglas democráticas” en la reelección de Nicolás Maduro el pasado 20 de mayo. Fuentes diplomáticas aseguran que 17 países le respaldan pero se necesitaría una mayoría calificada de dos tercios para conseguir su suspensión, es decir 24 votos. “¿Cómo nos van a suspender si ya nos fuimos?”, pregunta el canciller venezolano, Jorge Arreaza durante la Asamblea general de este lunes en Washington.


Estados Unidos presentó un proyecto de resolución para desconocer las elecciones venezolanas que está previsto que se apruebe este martes. Un texto que apoyan Canadá, México, Brasil, Chile, Argentina y Perú y que pide a los países miembros del foro que no reconozcan los resultados de las últimas elecciones por “inconstitucionales” y que se pongan en funcionamiento “los mecanismos para salvaguardar y defender la democracia” tal y como prevé la Carta Democrática de la institución. Según fuentes diplomáticas, 17 países apoyan la medida.

Se trataría del primer paso para sacar a Venezuela de la OEA. Algo meramente simbólico puesto que en 2017, el gobierno venezolano anunció que abandonaba el foro, una decisión que se hará efectiva en 2019.

Según el artículo 21 de la Carta democrática de la OEA, para suspender a un país es necesario convocar una asamblea general extraordinaria con los 35 estados miembros y para que se apruebe su expulsión, se necesita una mayoría calificada, esto es el voto a favor de 24 de los 34 países, ya que Cuba, aunque forma parte de la OEA, no participa en ella desde 1962.

Más allá de lo simbólico, Estados Unidos quiere, con este trámite, enviar una señal potente a Caracas. “Esta suspensión no es un objetivo en sí, sino que debería mostrar que la OEA cumple con lo que dice, con actos y serviría para enviar una señal al régimen de Maduro: sólo unas elecciones reales permitirán a su gobierno formar parte de la familia de naciones”, dijo Mike Pompeo, responsable de la diplomacia estadounidense ante los demás cancilleres durante la Asamblea general este lunes en Washington.

El canciller venezolano, Jorge Arreaza, volvió a denunciar una injerencia exterior en la política de su país: “No nos importa si Estados Unidos reconoce o no reconoce, o si cualquier gobierno que esté aquí sentado reconoce o no reconoce. Ningún impero va a poner el pie en territorio venezolano ni va a impedir que el pueblo venezolano cumpla con su voluntad, cumpla con su democracia y cumpla con su destino de libertad”, dijo Arreaza.

Confrontación entre los cancilleres venezolano y argentino

Arreaza y su par argentino, el canciller Jorge Faurie, protagonizaron uno de los momentos más tensos de la sesión de este lunes. Faurie denunció “la dramática situación” que vive la población venezolana y emplazó a los miembros de la OEA a actuar y no quedarse “indiferentes ante el sufrimiento del pueblo hermano”. "La crisis humanitaria en Venezuela se ha agravado de manera alarmante, provocando un éxodo creciente de venezolanos: más de 900.000 han migrado a diferentes países de nuestra región entre 2015 y 2017", recordó Faurie.

“¿Cuál es la situación de los derechos humanos en Argentina? ¿Qué pasó con Santiago Maldonado? ¿Por qué persiguen a las Madres y Abuelas de Plaza de Mayo?”, preguntó tras el discurso del argentino, Jorge Arreaza.

La jornada de este martes se anuncia igual o más intensa que la del lunes. Sobre la mesa, el texto de resolución de EEUU para desconocer las elecciones del 20 de mayo en Venezuela.