rfi

Escuchar
  • Español
  • Último noticiero
  • RFI Mundo

Israel Panamá Jerusalén diplomacia Territorios Palestinos

Publicado el • Modificado el

Varela: Panamá trasladará su embajada a Jerusalén sólo tras un acuerdo de paz

media
El presidente de Panamá Juan Carlos Varela en Ramala, 18 de Mayo de 2018. REUTERS/Mohamad Torokman

Panamá no tiene intención de imitar a otros países latinoamericanos como Guatemala o Paraguay y trasladar su embajada en Israel a Jerusalén, manifestó este viernes su presidente en entrevista con RFI. Juan Carlos Varela consideró que en las futuras negociaciones entre israelíes y palestinos deben participar más países para tener más garantía de éxito.


Desde Jerusalén, por nuestra corresponsal Beatriz Lecumberri

“Nosotros respetamos la decisión de otros Estados de establecer embajadas en Jerusalén. Pero nuestra decisión es mantenernos en Tel Aviv con el resto de la comunidad internacional para evitar que la situación se complique y se termine retrasando lo que deseamos, que es impulsar un acuerdo de paz”, declaró el mandatario panameño, en una entrevista con RFI en Jerusalén, donde se encuentra en visita oficial.

Según Juan Carlos Varela, un traslado de la embajada sólo podría realizarse “en marco de un acuerdo de paz y como sello a dicho acuerdo”. Un acuerdo que según él, “ya no podrá ser un Camp David”, es decir un acuerdo en el que sólo participen tres países. El presidente panameño se refería a los acuerdos de 1978 firmados en Estados Unidos entre Israel y Egipto y que se consideran un primer paso para la paz en Oriente Medio.

“No hay que excluir a nadie, sin duda, pero como se ve en otros conflictos del mundo, como Siria o Corea del Norte, un acuerdo en esta tierra y una paz duradera deberá contar con la presencia de más países”, aseguró, considerando que América Latina tiene sin duda un papel que jugar en este ámbito.

Varela explicó que sus reuniones con dirigentes israelíes y miembros de la oposición y con el presidente palestino Mahmud Abbas, apuntan en esa dirección. “Panamá apuesta por el diálogo con todas las partes. El próximo acuerdo en esta tierra tiene que ser más amplio porque hay muchas heridas y falta mucho por hacer”, estimó.

La visita del presidente panameño coincidió con la muerte de más de 60 palestinos a manos del ejército israelí el pasado lunes durante la represión de las manifestaciones en la frontera entre Gaza e Israel. El tema ocupó parte de su encuentro con el primer ministro israelí Benjamin Netanyahu.

“Panamá fue uno de los primeros que pidió en el Consejo de Derechos Humanos de la ONU en Ginebra que se revisara lo que había sucedido exactamente en Gaza para que no se vuelva a repetir”, dijo Varela.

Según el presidente “es un error enviar manifestantes a cortar una cerca, a violar la integridad territorial de otro país”, refiriéndose a los intentos de atravesar la barrera de separación con Israel, que según los responsables militares israelíes, protagonizaron varios grupos de manifestantes gazatíes el pasado lunes.

“Pero el uso de la fuerza letal contra civiles también debe ser evaluado”, matizó Varela.

“Está claro que todo esto hace daño al diálogo. Está claro que Israel no quiso celebrar el 70 aniversario de la creación de su Estado (en 1948) con una situación tan triste. Pero es importante que se evalúen las acciones que se toman cuando hay que responder a una amenaza de este tipo porque la imagen de un país tan importante y un pueblo tan noble como el israelí queda golpeada", agregó.

Uno de los logros más concretos de la visita de Varela es la firma de un Tratado de Libre Comercio (TLC) rubricado el jueves. Es el primero de un país centroamericano con Israel y Varela se felicitó por las oportunidades de negocio que representará y la relación tan “fluida y franca” que mantienen ambos países.

En su encuentro con el primer ministro Benjamin Netanyahu y con otros dirigentes israelíes, los responsables panameños avanzaron en áreas de cooperación concretas como plantas de tratamiento de agua, en las que Panamá se inspiraría de Israel, industria aeroespacial, importante para respaldar la lucha contra el narcotráfico del país latinoamericano, o el uso de tecnología israelí en la elaboración de un sistema de salud preventiva.

Estados Unidos y Venezuela

Varela también se refirió a las elecciones del próximo 20 de mayo en Venezuela y reiteró que Panamá no las apoya ni reconocerá sus resultados, al mismo tiempo que instó a que se abra un “diálogo constructivo” entre este momento y enero de 2019, cuando terminaría el mandato del presidente Nicolás Maduro.

“Nosotros no vamos a reconocer el resultado. Nos mantenemos unidos con otros países de América Latina en la idea de que en un país democrático, las elecciones deben celebrarse con garantías y libertad para la oposición. Y Venezuela es un país democrático, sus habitantes quieren vivir en democracia”, recalcó.

“Es necesario un diálogo constructivo para analizar qué está sucediendo y evitar el éxodo masivo de ciudadanos y las condiciones económicas tan difíciles para toda la población. Si la política es el bienestar del pueblo, toca a los presidentes repensar su estrategia y ver si lo que están haciendo beneficia al pueblo o no”, agregó.

Varela también tuvo palabras para su relación con la actual administración estadounidense, subrayó que “la agenda común ha sido, es y será muy fuerte pero que los amigos también tienen derecho a discrepar”.

“Por ejemplo en el tema Cuba, me hubiera gustado ver una continuidad en el apoyo a la apertura económica de Cuba (por parte de Estados Unidos). Yo creo que es algo que hay que respaldar. Nosotros hemos flexibilizado los acuerdos migratorios con Cuba y todo funciona perfecto. Decenas de miles de cubanos vienen a Panamá a hacer turismo o negocios”, concluyó.