rfi

Escuchar
  • Español
  • Último noticiero
  • RFI Mundo

China Comercio Intercambios Economía Estados Unidos

Publicado el • Modificado el

Guerra comercial con EEUU: China contraataca a Trump

media
Trump siempre alude al colosal déficit comercial de Estados Unidos ante China, de unos 375.200 millones de dólares en 2017, para justificar sus medidas proteccionistas. Reuters/路透社

China cumplió con su amenaza e impuso este lunes nuevos aranceles a 128 productos estadounidenses por un valor de 3.000 millones de dólares, en respuesta al anuncio del presidente norteamericano Donald Trump de tasar las importaciones de acero y aluminio.
 


Por nuestra corresponsal en Pekín, Olatz Urkía, y AFP,  

Pekín ya había dicho que no quería una guerra comercial, pero que respondería si Washington no le dejaba otra opción. Hoy entran en vigor los aranceles comerciales que afectarán a 128 productos estadounidenses

El ministerio de Comercio chino ha afirmado que la fruta, los frutos secos y el vino tendrán un impuesto del 15%. Los productos porcinos tendrán un arancel del 25%. Se calcula que esta medida supondrá una pérdida de 3.000 millones de dólares para Washington.

Se trata de una respuesta a la guerra declarada por Trump imponiendo aranceles en las importaciones de acero y aluminio por un valor de 60.000 millones de dólares. Un impuesto que según Pekín violan las normas de las normas de la organización mundial de comercio. 

El 23 de marzo, China instó una vez más a Estados Unidos para que se echaraatrás. Pero Donald Trump ha seguido mostrándose convencido, a través de sus tuits, de que este conflicto es positivo para su país ya que hay un gran desequilibro comercial entre las dos primeras economías del mundo.

El déficit comercial 2017 de Estados Unidos ante otros países, en miles de millones de dólares

Es cierto que Estados Unidos importan mucho más de lo que exporta a China. Trump siempre alude al colosal déficit comercial de Estados Unidos de unos 375.200 millones de dólares en 2017, para justificar sus medidas proteccionistas.

De todas formas los analistas coinciden en que la tendencia hacia el proteccionismo de Trump y esta guerra comercial puede volverse contra Washington. 

Se piensa que las medidas que entran hoy en vigor son sólo simbólicas y que Pekín podría ir mucho más lejos