rfi

Escuchar
  • Español
  • Último noticiero
  • RFI Mundo
Noticias de América
rss itunes

En América Latina, las mujeres ganan 16% menos que los hombres

Por Alejo Schapire

En el mundo, las inequidades entre hombres y mujeres subsisten en el campo laboral. Según la Comisión de Estudios para América Latina, el salario de una mujer corresponde en promedio al 84% del de un hombre.

La Organización Internacional del Trabajo (OIT) publicó este miercoles un informe sobre las desigualdades laborales entre hombres y mujeres en el mundo. En el caso de los salarios, alcanzan un 20%.

La OIT señala también que inequidad se mantiene en el acceso al empleo, e incluso podría agravarse en los próximos años. Hoy, se destaca que por cada 16 trabajadores, solamente 6 son mujeres.

Este 8 de marzo, Día Internacional de la Mujer, una de las reivindicaciones es la lucha para reducir la llamada brecha salarial de género. Y en América Latina,  "desde la década de los 90 hasta la actualidad, esta brecha ha ido disminuyendo", subraya Nieves Rico, la directora de Asuntos de Género de la Comisión de Estudios para América Latina (CEPAL). En cifras, esto representa una disminución de 12% entre 1990 y 2014.

Sin embargo, la desigualdad de salario entre hombres y mujeres en la empresa sigue siendo muy importante. "Las mujeres ganan en promedio el 84% de lo que ganan los hombres", describe Rico. 

Esta brecha salarial esconde otro tipo de discriminaciones y desigualdades sociales y laborales. La educación aparece como una promesa incumplida según la CEPAL. "Encontramos que cuanto más años de instrucción tienen las mujeres, es mayor la brecha."

Actualmente en latinoamérica, el número de años de instrucción de la población activa femenina (9,6 en promedio) es superior al de la población masculina.

Si las cifras muestran un retroceso general de la brecha salarial entre hombres y mujeres en América Latina, algunas situaciones empeoraron, sobre todo para las mujeres en condiciones más vulnerables.

Juliana Martínez Farzoni, es investigadora de la Universidad de Costa Rica. "Entre el 2000 y el 2013, con el crecimiento de la población, se creo un volumen de empleo formal grande y aumentaron el salario mínimo y el salario promedio. Aumentó de 20% la proporción de mujeres que tuvieron ingreso al mercado", explica la académica. A pesar de esto, la tasa de pobreza en la población femenina aumentó. 

"Una de las claves para intepretar esto es que hay un aumento grande en todos los países de la región de las familias monomaternales."

>> Escuche también nuestro programa: "Huelga planetaria de mujeres"

Bolivia: Evo Morales busca obtener una ley contra las mentiras periodísticas

Honduras: inicio del juicio por el asesinato de la ambientalista Berta Cáceres

‘¡Aquí falta alguien!’: el CICR pide a Colombia priorizar búsqueda de desaparecidos