rfi

Escuchar
  • Español
  • Último noticiero
  • RFI Mundo

Venezuela Fuerzas armadas Minería Violencia

Publicado el • Modificado el

Venezuela: mueren 18 mineros en enfrentamientos con el ejército

media
Policías patrullan las calles en Guasipati, en el sureste de Venezuela, el 11 de febrero de 2018. REUTERS/William Urdaneta

Un total de 18 mineros, entre ellos una mujer, murieron en una mina en el sureste de Venezuela, tras un enfrentamiento con el ejército venezolano.


En la mina Cicapra de Guasipati, situada en el municipio Roscio del estado Bolívar, zona conocida por la extracción de oro, diamantes y otros minerales en el sureste de Venezuela, se presentó un enfrentamiento entre miembros de la 51 Brigada de Infantería de Selva y un grupo de mineros ilegales que resultó en la muerte de 18 personas, entre ellas una mujer, según informaron medios locales.

"Todos presentan heridas por arma de fuego, esto producto del intercambio de disparos que hubo entre los funcionarios y el grupo armado que dirige el sector", informó una fuente militar al diario el Correo del Caroní.

El enfrentamiento ocurrió el sábado 10 de febrero en el marco de una incautación de armas, explosivos y municiones. "En total fueron cuatro fusiles de asalto ligero, un fusil R-15, siete pistolas de diversos calibres, tres revólveres, una escopeta y dos granadas", especificó el rotativo. Hasta el momento, el gobierno venezolano no se ha pronunciado sobre estos hechos.

Una región donde abunda la minería ilegal y la violencia

La región donde ocurrieron los hechos es conocida por sus altos niveles de violencia y por las rivalidades entre pandillas. Además, forma parte del llamado Arco Minero del Orinoco, que tiene una extensión aproximada de 111.000 kilómetros cuadrados que van desde el territorio de la Guayana Esequiba, en el oriente de ese país, hasta la frontera con Colombia en el occidente. El tamaño y la dificultad de acceso y control del vasto entorno selvático complica su control y facilita la minería ilegal y anárquica.

Los enfrentamientos por minas ilegales son comunes en el área remota y rica en minerales cerca de la frontera con Guyana, con al menos 17 personas asesinadas en una disputa de pandillas allí en 2016.

En el mismo estado Bolívar, pero en la localidad de Tumeremo, bandas criminales acribillaron y enterraron en fosas de cinco metros de profundidad a 17 mineros en marzo de 2016. Dicha acción fue calificada por la oposición como la "masacre de Tumeremo", lo que llevó al presidente Nicolás Maduro a crear una "zona militar especial" para proteger la zona y a declarar abiertamente la guerra a cientos de mineros ilegales venezolanos y brasileños que cruzaban la frontera para ganarse la vida allí.

Sin embargo, en octubre de ese mismo año y en la misma región hallaron enterrados dos cadáveres que presentaban varios disparos, y uno de los cuerpos estaba mutilado.

En septiembre de 2017, también en Tumeremo, once hombres fueron abatidos durante un enfrentamiento entre el Ejército y un grupo armado. El gobernador del estado de Bolívar, Justo Noguera, dijo que una unidad militar había repelido un ataque, pero no dio más detalles. Y el gobierno no respondió a las solicitudes de pronunciarse oficialmente sobre dichos casos.

Con EFE y Reuters