rfi

Escuchar
  • Español
  • Último noticiero
  • RFI Mundo
Noticias de América
rss itunes

Ecuador: Sí a la ‘descorreización’

Por Angélica Pérez

Con las siete preguntas sometidas a Consulta Popular, el Presidente Lenin Moreno busca "descorreizar" a Ecuador. Un término que evidencia la intención de desmontar las reformas estructurales emprendidas durante la década de la llamada Revolución Ciudadana de la que Moreno fue coartífice.

La ruptura de Moreno con Correa es irrevesible. Con el Si mayoritario a las siete preguntas sometidas a consulta popular, el presidente ecuatoriano Lenin Moreno echó a nadar su proyecto de "descorreizar" a Ecuador. Hoy, los dos líderes, otrora aliados en un mismo proyecto politico, representan dos modelos  de país enfrentados. Y para consolidar su proyecto político, Moreno convocó al referendo del domingo 4 de febrero. En la opinión de Franklyn Ramírez, investigador de la Facultad Latinoamericana de Ciencias Sociales, Flacso, la consulta popular dará al presidente Moreno un respaldo electoral que no sea herencia de Correa, ni de su partido Alianza País, ni de la Revolución Ciudadana

En esa ambición por "descorreizar" a Ecuador, Lenin Moreno planteó en la Consulta tres preguntas clave. La primera proponía dar de baja a la reelección indefinida, cerrando así el camino hacia un nuevo mandato de Rafael Correa. El expresidente, que regresó al país para encabezar la campaña del No a estas tres cuestiones, defiende el derecho ciudadano a candidatearse consagrado en la Convención Interamericana de derechos Humanos acogida por Ecuador y cuyo artículo 23 no excluye esta facultad a quienes ya hayan ejercido un cargo público.

La segunda pregunta clave atañe a un emblema de la era Correa: el Consejo de Participación Ciudadana y Control Social. Órgano sui generis creado por la Constituyente de 2008 cuyos miembros son propuestos por organizaciones sociales para que designen a quienes dirigen las principales entidades de control del Estado. Los detractores de este cuarto poder lo señalan de estar cooptado por figuras correistas. Tras el "Sí" en el referendo, los siete consejeros actuales serán destituidos y sus remplazos - que tendrán un ejercicio transitorio- serán nombrados por el presidente Moreno en una negociación con el legislativo. Este Consejo transitorio de Participación Ciudadana y Control Social podría destituir y remplazar al actual fiscal, procurador, contralor, superintendentes, Consejo electoral y Consejo de la Judicatura (ente encargado de nombrar a jueces y notarios). Entrevistado por Radio Francia Internacional, el historiador y analista Juan Paz y Miño estima que las más importantes figuras e instituciones de control social del Estado, supuestamente correistas, pasará con la reforma refrendada por los electores ecuatorianos a manos de funcionarios alineados a las nuevas políticas y orientaciones instauradas por el gobierno de Moreno.

La tercera pregunta dirigida a desmontar el legado de Correa deroga una ley orgánica aprobada al final de su mandato con el objetivo de evitar la especulación sobre el valor de las Tierras y fijación de tributos. La llamada Ley de Plusvalía que tanto encolerizó a las grandes empresas inmobiliarias y al sector de especuladores con bienes inmuebles quienes se vieron afectados por el impuesto de la normativa. Responsabilizando a esta ley de la desaceleración del país, el sector de la construcción empujó porque la pregunta sobre su derogación fuese introducida en la Consulta. Echar la Ley de Plusvalía  para atrás -esta vez por mandato popular- va en el mismo sentido de otras medidas tomadas por la administración de Moreno como la entrega del dinero electrónico a la banca privada o las recién aprobadas leyes de flexibilización laboral que dan cuenta de una cercanía del presidente con los sectores empresariales y la derecha política del pais andino.

Pese a esta cercanía, las élites se quejan de una continuidad del correísmo en la línea económica de Moreno. Y es que al mismo tiempo, el mandatario se ha acercado a una parte de los movimientos sociales -especialmente el indigena- y ciertos sindicatos que tuvieron relaciones tormentosas con Correa en el último año de su mandato. Se trata de una mega-coalición que apoyó al Si en el referendo de Moreno pero en la que la presencia de las organizaciones sociales es marginal, precisa Franklyn Ramírez, investigador en movimientos sociales y democracia participativa de Flacso: " El lugar que juegan las organizaciones sociales en las política del gobierno de Morenpo es largamente periférica y reducida. Ninguna de las preguntas que presentaron fue acogida cabalmente en las que postuló el gobierno. Existe sobre todo una alianza muy fuerte entre el gobierno y la derecha política y las grandes élites en contra de la herencia de la Revolución Ciudadana".

Lenin Moreno se ha quedado con Alianza Pais pero sin buena parte de las bases y la bancada legislativa quienes se han movilizado hacia el Movimento de La Revolución Ciudadana recién fundado por Rafael Correa. El triunfo del "Sí” en el referendo, abre a Moreno el camino para acelerar la desconfiguración de las reformas estructurales logradas durante los gobiernos de Correa. Sin embargo, su proyecto de "descorreizar" a Ecuador dependerá de su margen de maniobra en el legislativo donde no cuenta con el correismo.

Aprobación del Nica Act por Congreso de EE.UU. aumenta la presión sobre Ortega

Critican candidatura de Evo Morales por falta de independencia de los poderes

Chile promulga ley que permite el cambio de sexo en documentos desde los 14 años

Pulso en Perú en torno al pedido de asilo en Uruguay del expresidente García