rfi

Escuchar
  • Español
  • Último noticiero
  • RFI Mundo
Noticias de América
rss itunes

En tierras mapuche, una visita papal con un trasfondo violento

Por Raphael Morán

La misa que ofició el papa Francisco en la región de la Araucanía tuvo como tema dominante el respeto de los derechos humanos.

"Esta celebración la ofrecemos por todos los que sufrieron y murieron y por los que cada día llevan sobre sus espaldas el peso de tantas injusticias", dijo el pontífice en su homilía de la "Misa por la integración de los pueblos", celebrada en el Aeródromo de Maquehue, que sirvió de centro de detención y tortura durante la dictadura militar.

En su homilía, Jorge Mario Bergoglio homenajeó a las víctimas de la dictadura de Augusto Pinochet e hizo un llamado de paz y de diálogo en una región que sigue siendo escenario de un conflicto social.

Los mapuche, pueblo históricamente presente en la Araucanía, fueron exterminados durante el siglo XIX, y reclaman, pese a una fuerte represión estatal, la restitución de tierras ancestrales que cayeron en manos privadas.

En vísperas de la llegada del Papa, la situación social seguía muy tensa en la región. Seis iglesias y templos fueron incendiados por grupos no identificados. Tres helicópteros de empresas forestales fueron destruidos también.

El Papa Francisco, que inició su discurso en mapudungun, idioma mapuche, llamó a abandonar la violencia y a “dejar de lado la lógica de creer que existen culturas superiores o inferiores”, en una homilía que parecía dirigidas todas las partes del conflicto.

José Aylwin, director de la ONG Observatorio Ciudadano y especialista del conflicto Mapuche considera que el discurso del Papa es coherente con sus otros posicionamientos políticos. “Él había tenido en varias partes de América, planteamientos y palabras muy claras en defensa de la dignidad y defensa de los derechos de los indígena”.

Sin embargo, la asistencia a la misa en la base aérea de Maquehue, aledaña a Temuco, fue menor de lo previsto. “Hay un porcentaje importante de Mapuche que son católicos, pero también hay un renacer de la espiritualidad indígena, y hay un cuestionamiento muy fuerte al rol histórico de la iglesia católica en este territorio”, observa Aylwin.

Además, en los días que precedieron la visita del jefe de la Iglesia Romana, seis iglesias y templos fueron atacados en la región de la Araucanía. Algunos incendios fueron acompañados de mensajes hostiles al papa. “Forma parte de la espiral de violencia que se vive en este territorio y que tiene su origen en la forma como el Estado se estableció en este país, reduciendo a los mapuche en un 5% de su territorio”, recuerda el especialista.

Grandes proyectos de transnacionales en territorio mapuche han generado una fuerte oposición, que a su vez es objeto de represión. “Hay persecución judicial en contra de los lideres mapuche”, subraya José Aylwin.

La machi Francisca Liconao, figura religiosa mapuche  cumple por ejemplo una pena de arresto domiciliario a la espera de un juicio por el asesinato de un matrimonio de ancianos en 2013. Linconao pidió en una carta la intervención del Papa en su caso, pero Francisco no tocó el tema.

Otro líder mapuche, Aucán Huilcamán, encargado de Asuntos Internacionales de la organización ''Consejo de todas las tierras'' tildó la postura del papa de débil.

Tras esta visita en tierras mapuche, el jefe de la iglesia católica concluye su viaje chileno en la ciudad de Iquique y volará al final del día hacia Perú.

Entrevistados:

-Aucán Huilcamán,encargado de Asuntos Internacionales de la organización Mapuche ''Consejo de todas las tierras''.

-José Aylwin, especialista del conflicto Mapuche, miembro de la ONG Observatorio Ciudadano.

Ecuador es un país transitorio y Perú el destino final para los venezolanos

Argentina: La historia detrás del destape de 'los cuadernos de la corrupción'