rfi

Escuchar
  • Español
  • Último noticiero
  • RFI Mundo

"Lava Jato" Brasil corrupción Luiz Inacio Lula da Silva

Publicado el • Modificado el

Lula, condenado a más de 9 años de cárcel por corrupción

media
El expresidente Lula REUTERS/Ueslei Marcelino

La condena se refiere al caso del apartamento de lujo de Guarujá (estado de São Paulo), un inmueble que según los investigadores el líder del Partido de los Trabajadores (PT) recibió como forma de propina de manos de la constructora OAS, una de las implicadas en el escándalo de corrupción de Petrobras. El exmandatario brasileño puede recurrir la condena en primera instancia por delitos de corrupción pasiva y lavado de dinero. 


Crónica de nuestro corresponsal en Río de Janeiro
Expresidente Lula condenado a 9 años de cárcel 13/07/2017 Escuchar

El expresidente Luiz Inácio Lula da Silva, icono de la izquierda latinoamericana, fue condenado a nueve años y seis meses de cárcel por corrupción y blanqueo de dinero, según la sentencia dictada este miércoles por el juez de la Operación Lava Jato, Sérgio Moro.

La condena se refiere al caso del apartamento de lujo de Guarujá (São Paulo), un inmueble que según los investigadores el líder del Partido de los Trabajadores (PT) recibió como forma de propina de manos de la constructora OAS, una de las implicadas en el escándalo de corrupción de Petrobras. El extenso expediente afirma además que Lula recibió 3,7 millones de reales (1,1 millones de dólares al cambio actual) de manos de OAS y que esa suma es parte de "un esquema delictivo mayor, en el que el pago de sobornos era rutinario". Moro también prohibió a Lula ejercer cargos públicos por 19 años, algo que debería ser confirmado o denegado en la segunda instancia.

El juez no ha decretado la entrada en prisión de Lula, que podrá recurrir la sentencia como han anunciado sus abogados para evitar ser condenado en segunda instancia. Si eso finalmente ocurriera, Lula da Silva podría perder el derecho a presentarse como candidato de la izquierda en las elecciones de 2018.

De momento, el futuro inmediato del expresidente brasileño está sólo en manos de tres hombres: los jueces que conforman el Tribunal Federal de la Cuarta Región (TRF4) de Porto Alegre, encargado de estudiar la sentencia de Lula en la segunda instancia.

Lula, que enfrenta otras cuatro causas penales, niega categóricamente los cargos y los atribuye a una conspiración para impedir su candidatura en las presidenciales de 2018. En las encuestas, figura como gran favorito, pese a ser también uno de los políticos con mayor índice de rechazo.

Se trata de la primera condena contra Lula de las varias que tiene abiertas en el marco de la Operación Lava Jato, y de la primera vez en que un ex presidente de la República es condenado por corrupción.
   

(Con agencias y nuestro corresponsal en Río de Janeiro, Francho Barón)