rfi

Escuchar
  • Español
  • Último noticiero
  • RFI Mundo
Noticias de América
rss itunes

Fiscalía de Colombia propone revisar indulto a exguerrilleros del M-19

Por Raphael Morán

Decisión polémica en Colombia: el fiscal general de la Nación revisará el indulto colectivo otorgado a los guerrilleros del M-19 en 1991. Una decisión que no fue bien recibida por los exguerrilleros ni por el gobierno actual.

El 6 de noviembre de 1985, un grupo de guerrilleros del M-19, hoy desmovilizado, tomó el Palacio de Justicia para denunciar el incumplimiento del gobierno a los acuerdos de paz firmados en 1982. Después de la violenta "retoma" del lugar por parte de las Fuerzas Armadas, la acción se saldó con cientos de muertos y una decena de desaparecidos.

Una tragedia que todavía no se ha esclarecido del todo y por la cual Juan Manuel Santos pidió perdón hace algunos días, al conmemorarse el trigésimo aniversario de los hechos. Por las desapariciones forzadas y torturas contra personas que salieron vivas del edificio, la Corte Interamericana de Derechos Humanos (CIDH) condenó el año pasado al Estado colombiano.

Hoy, treinta años después y en pleno proceso de paz con la guerrilla de las FARC, el fiscal general de Colombia Eduardo Montealegre tomó una decisión que ha causado polémica: revisar los indultos de los guerrilleros del M-19, concedidos en el marco del proceso de paz que llevó a la dejación de armas y conversión política del grupo en 1990.

Montealegre pretende con ello averiguar si dicho indulto cobija los hechos del Palacio de Justicia. Contactado por RFI, el abogado Arjaid Artunduaga, exmiembro del comando superior del M-19, asume la responsabilidad de la toma pero denuncia la improcedencia jurídica de la iniciativa del fiscal.

Luis Guillermo Pérez, presidente del Colectivo de Abogados José Alvear Restrepo que representa a las víctimas de Palacio, advierte por su parte que la revisión del indulto a los guerrilleros del M-19 puede ser una cortina de humo que impida identificar y juzgar a los militares.

Además, desde la capital cubana, Humberto de la Calle, jefe negociador del gobierno colombiano en los diálogos de paz con las FARC, consideró que "no es conveniente" para la paz reabrir procesos judiciales contra guerrilleros. El propio expresidente Uribe, uno de los principales adversarios del proceso de paz con las FARC, pidió que se respetara el indulto concedido a los exguerrilleros del M-19.

Entrevistados: Arjaid Artunduaga, exmiembro del comando superior del M-19 antes de su desmovilización en 1990, y Luis Guillermo Pérez, abogado de las víctimas de la toma del Palacio de Justicia de Bogotá en 1985.

Ecuador es un país transitorio y Perú el destino final para los venezolanos

Argentina: La historia detrás del destape de 'los cuadernos de la corrupción'